José Luis Flores Ramírez, desde la trinchera auriazul

   

Nota: Javier Chávez Posadas
Fotos: Jesús Bravo León

 
     

05 Abril 2012. Con 118 kilogramos de fuerza y 1.88 metros de estatura, el liniero ofensivo de la actual intermedia acatleca, José Luis Flores Ramírez, se ha convertido en uno de los jugadores emblemáticos de esta generación que le ha tocado subir a la conferencia I y crecer sobre la marcha.

El "Hulk", como es mejor conocido en el seno auriazul, tiene apenas 18 años y como la gran mayoría de jugadores de esta intermedia acatleca todavía podría estar jugando en categoría juvenil pero decidió junto a sus coequiperos ascender y buscar un mejor nivel de competencia.

Astucia, fortaleza y rapidez son las características de este guardia ofensivo que es hoy ya toda una realidad en Pumas Acatlán y prospecto para las futuras generaciones de los auriazules de Naucalpan en Liga Mayor.

"Las cosas han sido complicadas en la temporada pero por los factores que conocemos, un equipo mermado por las bajas, habíamos diseñado una temporada en grupo II y después decidimos estar en el I. Poco tiempo de entrenamiento equipados antes de iniciar la campaña, pero aquí estamos luchando y aprendiendo para el próximo año", comenta José Luis Flores, jersey número 72 de los acatlecos.

El "Hulk" es uno de los jugadores que fueron invitados para enrolarse en otros equipos a cambio de becas o algunos otros obsequios. Decidió quedarse en Acatlán pues considera que los colores no se cambian: "Cada quien sabe sus intereses, y decide lo que cree que es mejor, yo lo respeto. En mi caso hubo invitaciones pero para mi ninguna beca deportiva o académica se equipara con portar estos colores, aquí quiero jugar y estudiar pues es la Máxima Casa de Estudios", asegura Flores Ramírez.

Hulk forma parte de los Pumas Acatlán desde 2006 y es parte de la primera generación de las infantiles cuando llegó a Falcons para portar el jersey azul y oro. En el equipo de sus amores ha sido campeón ya en dos ocasiones, en juvenil 2010 ante Potros Salvajes de la UAEM y en 2011 superando a Cougars.

"Los campeonatos se dan por el trabajo bien hecho en los entrenamientos, es por eso que estamos trabajando para ir subiendo semana a semana y creo que esto se podrá ver en los siguientes partidos", comenta.

Clave en el buen desempeño, la entrega y el coraje que imprime José Luis cada semana es el apoyo de sus padres: "Sin duda mis papás han sido mi apoyo incondicional pues en las buenas y en las malas están a mi lado, quiero que estén conmigo mucho tiempo, que me vean terminar mi mayor en Pumas y que se sientan orgullosos de mí, ellos son Ricardo Flores y Ana Ramírez, a ellos dedico cada jugada".

José Luis también forma parte del staff de coacheo de las categorías infantiles en la FES Acatlán. "Voy por mi tercer año como parte del staff, ahora con la infantil AA y creo que es bueno porque te das cuenta de los fundamentos del futbol americano y el crecimiento de los chavos que nos sirve a todos", comenta José Luis.

En ese sentido, el coach Hulk reconoce que las expectativas de su equipo son: "100% el campeonato. El año pasado nos quedamos a un paso perdiendo en semifinal ante UVM Querétaro y ahora queremos ir por todo".

José Luis Flores Ramírez es un ejemplo de los muchos jugadores valiosos que hay en Pumas Acatlán, que pueden caer pero que se levantan y luchan hasta llegar a sus objetivos. Es parte de una generación que hoy en intermedia está aprendiendo mucho y que en las siguientes temporadas demostrarán cada enseñanza con triunfos en el terreno de juego y fuera de él.

 
 



Derechos Reservados © 2006 www. pumasacatlan.com.mx | Mapa del Sitio | Anunciate | Contáctanos